Burmilla, el gato plateado

burmilla breed profile

Hoy vamos a retomar las razas de los gatos. Hoy nos vamos a centrar en una raza de origen muy reciente, se clasificó en el 1994 y hablamos de los gatos Burmilla.

Los gatos Burmillas son de origen inglés y nace a raíz de un cruce entre un persa chinchilla y un burmés lilac.

Popularmente se le conoce como el gato plateado.

Los gatos Burmillas son gatos de talla mediana, alargado en cuanto a su longitud pero de cuerpo redondeado. El pecho de estos gatos burmilla es redondo, ancho y su espalda recta.

La cola de estos gatos es larga, de punta redonda y en la punta tiene unos anillos que no se han terminado de definir pero la punta si es mas oscura.

Las orejas son anchas y grandes y la punta es redonda. Los ojos son perfilados, muy similares a los del persa chinchilla. Suelen ser mayoritariamente de ojos verdes.

El pelo es como el del chinchilla, corto, denso, sedoso y liso. Los colores van desde el blanco, chocolate, lila, plata con negro, azul, rojo, tortuga y crema. Aunque son gatos de pelo corto, necesitan de un constante cepillado para tener el pelaje sano y bonito.

De por si es un gato muy armónico y todo muy redondo. A mi personalmente me llama mucho la atención las orejas tan bonitas que tiene. También es muy llamativo la M que tiene en la frente, signo claro de esta raza.

Como personalidad podemos destacar que son gatos muy cariñosos y sociables. Les encantan jugar tanto con los humanos como con otros animales, incluido los gatos.

Son gatos que podemos tener en el interior pero que siempre van a necesitar su espacio para jugar y desfogar, si lo tenemos en casa con jardín, ideal. Pisos con balcón y / o terraza también es una buena opción.

En España hay criadores oficiales de esta raza por si alguien le interesa. Hay una en Barcelona y otra en Baleares, es fácil dar con ellas si las buscamos en cualquier buscador de Internet.

Imagen vista aqui

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*