Consejos para el verano que comienza

Yorkshire Terrier

Comienza el verano y no puedo demorar mas esta entrada donde vamos a volver a repasar los puntos principales sobre los consejos para nuestros perros ahora que llegan las calores.

Cuando llega el calor, el ejercicio del perro debe de ser mas leve, evitar grandes esfuerzos y sobre todo evitar salida en horas punta de calor. Por supuesto, mucho cuidado con dejar a nuestro perro a pleno sol si está en un patio o jardín, dentro del coche o lugares muy calurosos.

Hay que tener especial cuidado en los cachorros ( perros menores de 1 años) porque si a un cachorro le da un golpe de calor, posiblemente le dará todos los años porque su cuerpo no llegó a acostumbrarse al cambio de temperatura.

De igual manera hay que estar muy atentos a los perros braquicéfalos, los perros chatos o con problemas respiratorios.

Si al perro se le presenta una diarrea, puede ser por el calor, lo mantendremos un día en ayuno pero con agua fresca constante. Si pasado ese día continúa, llevar al veterinario pero por regla general solo dura un día.

La playa, los lagos, los ríos y las piscinas, cuidado con estas zonas porque los perros suelen saber nadar pero no todos saben nada y mucho menos saben salir de una situación de accidente donde caigan en agua.

Si nos vamos de vacaciones, precaución en el trayecto. Hay que parar cada cierto tiempo para que el perro pueda salir, beber agua y reponerse. A los perros, los viajes largos los agotan, no os extrañéis que tras el viaje, se ponga a dormir profundamente.

Si nuestra salida es al campo o a plena naturaleza, cuidado con las avispas y abejas, en esta época están mas alteradas y pican con mas facilidad.

Si ya hemos dicho que hay que tener cuidado con los golpes de calor, con las diarreas, las zonas donde haya agua y se nos pueda caer el perro y ahogar, tener cuidad con animales de la naturaleza como las avispas y los viajes en coche, solo nos queda un último consejo, los parásitos. Toca desparasitar internamente y externamente. En verano, con el calor, las pulgas y garrapatas están en plena revolución y nos infecta a nuestro perro en un abrir y cerrar de ojos. Es aconsejable que tengan pipetas puesta o collares. No os olvidéis nunca del mosquito que trasmite la Leishmania.

Los perros, como todo ser vivo, tienen calor. Ya hablamos sobre el pelaje del perro y que no todos los perros se les debe o puede pelar. Tampoco nos obsesionemos con los baños, el tener al perro todo el día mojado no indica que no vaya a tener calor. El perro, teniendo agua abundante, limpia y fresca y un lugar fresco, con sombra para poder descansar, será un perro feliz y fresquito. Evitando las horas punta de calor, el resto del día podrá hacer vida totalmente normal como cada día.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*