El Beagle

Beagle

A ciencia cierta el origen de los Beagle se desconoce. Si es cierto que en el año 350 AC  consta un escrito de  Jenofonte  donde describe casi a la perfección a los Beagle. También es cierto que no nombra al perro como tal sino que lo describe como un sabueso de tamaño pequeño y largas orejas entre otros datos.

Todo apunta a que fueron los romanos los que introducen a un perro en Inglaterra para la caza de conejos y allí tras cruces con sabuesos del lugar.

En 1700 existían dos tipos de sabuesos, el Southem Hound y el North Country Beagle.

Sobre finales del 1800 los Beagles cruzan hasta los EEUU. De ahí que haya dos líneas, los beagles ingreses, mas grandes y mas tipo cacería del zorro y los Beagles americanos, mas pequeños y mas perro de estar en casa.

Son perros de carácter tranquilo que se adaptan a todo ambiente.  Su cara es dulce, de ladrido muy característico.

El Beagle es un perro que necesita de ejercicio pero que tampoco en demasía por su carácter tranquilo. Con esto quiero decir que requiere de largos paseos a diario.

Sobre su cuidado, el pelo se cuida con un cepillado a la semana pero si hay que cuidar bastante  las orejas y los ojos.

Los Beagle son perros musculosos, con pelaje suave y corto. Sus orejas son caídas y muy largas. En la gran mayoría son tricolor, negro, marrón y blanco.  La coloración negro intenso de alrededor de sus ojos es características de la raza.

Como debe de ser el Beagle estándar:

Debe de tener cabeza alargada, siendo en las hembras mas estilizadas. El hocico no es recortado y los labios superiores son péndulos.

La trufa es ancha y negra con orificios nasales amplios.

Los ojos son de color marrón oscuro o avellana, muy grandes.

Sus orejas son largas, con puntas redondeadas.

La boca debe de ser fuerte y cierre en tijera.

El cuello debe de ser largo , arqueado y con poca papada.

Las patas deben de ser apretadas y firmes con uñas cortas.

Su cola debe de ser robusta y larga en forma de cepillo al final.

El pelaje es corto, denso y resistente a los cambios de tiempo.

En cruz deben de estar entre los 33 y los 40 cm

En definitiva, los Beagles son perros tranquilos que se adaptan a cualquier entorno. No son perros agresivos ni muy valientes. Son grandes comilones por lo que hay que moderar su alimentación.

Son perros juguetones,  felices  y la perfecta compañía tanto para adultos como para niños.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*