El Gran Danés

Gran Danés

María, mi mujer, siempre ha estado enamorada de esta raza de perro, y sin duda alguna, algún día la tendremos en casa pero ahora mismo es misión imposible.

El Gran Danés es un perro que se reconoce a simple vista por su gran tamaño pero cabe destacar también su gran carácter, lo que lo hace perfecto para vivir en familia.

Se le conoce también como Dogo Alemán o Alano Alemán.

El Gran Danés es familia de los antiguos Bullenbeisser, perros que se encuentra entre los mastines ingleses y los lebreles.

Son perros grandes, estamos hablando que los machos pueden medir en cruz hasta 90 cm y las hembras hasta 86. Un perro de estos puestos de pié pueden sobre pasar los dos metros.

Sobre colores, no hay ninguno definido, los hay negros, grises, leonado, blanco y negro, chocolate y así un largo etc.

Elegantes, musculosos, cariñosos, bondadosos, son sin duda, una raza que enamora pero, y aquí vienen los peros, como todos, tienen su inconveniente.

El Gran Danés es un perro que tiene un alto coste de mantenimiento. Son perros que comen muchísimo y requieren de una alimentación de gama alta que le mantenga su fibra muscular y sus huesos en perfecto estado.

Son perros con los que hay que salir a pasear todos los días, como dos horas diarias más o menos.

A la hora de visitar el veterinario, por su tamaño y por las dosis extras que necesita de todo, la factura siempre irá incrementada.

Son perros que suelen sufrir mucho de torsión gástrica por lo que hay que cuidar mucho su alimentación. Otras enfermedades que suelen aparecer con mayor frecuencia en el Gran Danés es la displasia de cadera, de codo , cataratas o cardiomiopatía.

No hace falta vivir en una gran casa para tener un Gran Danés. Se puede tener en un piso pero teniendo en cuenta que debe de salir a pasear con bastante frecuencia.

2 comentarios sobre:
“El Gran Danés”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*