La cría de periquitos

La cría de periquitos

Ya solo queda hablar de la reproducción de los periquitos. En caso de que te hayas animado a criar, es mejor que estés bien preparado. En esta entrada vamos a hablar de la reproducción de los periquitos de sobre todo, consejos para hacerlo correctamente.

Lo primero a tener en cuenta es contar con macho y hembra y sobre todo contar con una jaula lo suficientemente grande para albergar a todos una vez que hayan nacido los pequeñajos.

Hay que tener claro los colores, hay colores dominantes y  colores recesivos. Dependiendo de los colores de los padres, serán los colores de los polluelos.

Los colores dominantes son el verde, azul y violeta. Los recesivos son el amarillo y el blanco.

Para que una pareja de periquitos reproduzca, a parte de tener un nido para ello, se tienen que atraer. Si no se atraen, no se reproducirán. Si tenemos varias parejas, observaremos quienes se atraen y los separaremos para que críen. Si solo tenemos esa pareja y no se atraen, hay que cambiar a la hembra. Antes de alarmarse, habrá que descubrir si no se atraen o simplemente no se reconocen como pareja. Para averiguarlo, los separamos en dos jaulas pero que ambas jaulas estén juntas y se vean uno al otro.  Si vemos que en unos días se buscan y se intentan acercar a través de los barrotes, es hora de volver a juntarlos.

Los periquitos no es un perro que tiene un celo en concreto y listo, los periquitos tienen sus momentos, los hay que crían rápidamente y los hay que tardan mas tiempo.

Cuando una pareja se atrae y queremos que críe, hay que ponerles un nido. De no  haber nido, no hay cría.

El nido se compra en las tiendas de animales. El mas estándar es el de madera de 15x25x15.

Hay que tener un nido por pareja en caso de tener muchos periquitos en una pajarera. Los nidos deben de estar separados unos de otros.

El nido no requiere de nada mas.

La época de cría es cualquier mes del año pero debemos de ser cautos y poner el nido en meses primaverales para que las bajas temperaturas no causen daños a las crías.

La pareja estará apareándose varios días. La hembra luego pasará a preparar el nido y permanecerá largo tiempo dentro del nido.

Los huevos que pone son entre 4 y 7, no todos serán fecundados y por lo tanto no de todos nacerá cría.

Los huevos no los pone la hembra a la vez. Pone un huevo un día si y otro día no. Y así hasta que ponga todos los huevos. Eso comenzará a ocurrir a los 12 días en entrar en el nido.

Es la hembra la que se encarga de incubar los huevos, solo saldrá del nido para comer y hacer sus necesidades.

A los 17 a 19 días , nacerá el primer polluelo, cada dos días nacerá uno mas.

Los polluelos nacen con los ojos cerrados y sin plumas. Los ojos los abren a los 8 días de nacidos.

Los primeros días, la madre les dará de comer solo y únicamente la leche de periquita, una sustancia que segrega cuando está criando.

Cuando nazcan los polluelos, a parte de la alimentación diaria de los periquitos papás, hay que poner pasta de cría que se compra en las tiendas de animales y los padres la usarán para dar de comer a los polluelos.

Sobre el mes comenzarán a salir del nido los polluelos y van a salir en orden de nacimiento.

Si dentro del nido la encargada de dar de comer es la madre con la ayuda del padre, fuera del nido será el padre quien se encargue por completo.

La separación se debe de hacer a los 10 días de la salida del nido a no ser que haya que separarlos antes por cualquier motivo de conflictos. Si hubiera que separarlos antes, hay que poner al polluelo en una jaula con ejemplar mas viejo para que por imitación sepa como comer y beber.

Sobre todo hay que tener claro que no debemos dejar a nuestra periquita el tener mas de 3 camadas en el año, así que cuando termine de salir el último periquito del nido, retiramos el nido para que no comience el ciclo la hembra de nuevo con una nueva puesta.

Imagen vista aqui

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*