La importancia de la nariz de nuestro gato

Comportamiento común de todos los gatos

Ya que nos hemos centrado en hablar sobre las importancia de la boca de nuestro gato, no quiero dejar pasar por alto la importancia de la nariz de nuestro gato.

Los gatos ya nacen con su nariz totalmente desarrollada y en funcionamiento. Nacen sin apenas mantenerse en pié y nacen con los ojos cerrados pero su nariz, desde el primer momento, les funcionan y a la perfección, cosa que les ayuda a localizar a su madre y a localizar su comida.

La nariz del gato le guía a lo largo de toda su vida y es de vital importancia para nuestro gato que su nariz esté en perfecto estado. Un problema en las vías respiratoria dejará a nuestro gato sin olfato y por lo tanto lo dejará totalmente indefenso y desorientado.

¿Por qué es tan importante la nariz? La nariz le permite comer. Un gato, antes de comer olerá la comida varias veces hasta que esté totalmente convencido que lo que tiene por delante se lo puede comer. Un gato no se come cualquier cosa que se le ponga por delante y sobre todo , a través del olfato, averiguará rápidamente si lo que tiene delante es tóxico o veneno para él.

Por esta razón os expliqué en la entrada en la que hablábamos sobre el gato que deja de comer, la importancia de revisar la nariz por si el problema de no comer derivaba de la nariz y de sus vías respiratorias. Un gato que no huele la comida, simplemente no come.

El olfato y la caja de arena va también directamente relacionado. Una caja de arena que a simple vista para nosotros está limpia, puede que para nuestro gato no lo esté simplemente porque el percibe un olor que a nosotros no nos llega.

Lo que debemos de observar en la nariz de nuestro gato es que si la nariz está seca, nuestro gato está deshidratado o tiene fiebre. Si la nariz de nuestro gato está mojada, significa que está acatarrado.

Que la nariz cambie o no de color no es significativo porque se debe a muchas cosas, puede cambiar de color por su estado de ánimo, por haber estado haciendo ejercicio o jugando etc. pero no es indicativo de enfermedad.

Y ya que estamos hablando de la nariz, del olfato y la manera que tienen los gatos de oler, os cuento que a veces los gatos, para oler, abren la boca y aspiran. Eso lo hacen por el órgano de Jacobson, dos sacos llenos de líquidos que tienen en el cuelo de la boca, al final, detrás de los dientes y que está directamente conectado con la cavidad nasal.

Cuando veamos a nuestro gato aspirando por la boca, muy fijo, está oliendo. Así reconocen olores, o distinguen olores. Los gatos se reconocen por sus olores y es esta la manera que tienen de identificar un gato u otro.

En mi casa hay dos machos. Artemiso es un callejero que siempre anda por un lado y por otro, siempre por dentro del jardín pero se pasea mucho. Cuando Artemiso pasa mucho tiempo fuera, llega a casa oliendo de otra manera diferente y los otros gatos, sobre todo el otro macho, Otto, primero le captan el olor con un poco de distancia para saber quien es o quien no es.

Tanto tiempo juntos y no se reconocen como no sea por el olor y como alguno se haya metido en algún lado donde haya adquirido un olor diferente, es como empezar de nuevo, es como si ninguno lo conociera y hay que hacer borrón y cuenta nueva.

La importancia de la nariz para un gato es infinita. Nosotros poco podemos hacer por ella porque ni requiere limpieza ni requiere unas atenciones concretas. Simplemente os quería contar que para ellos, nuestros gatos, es muy importante su nariz porque el 90 % de sus actos pasan antes por oler.

1 comentario sobre: “La importancia de la nariz de nuestro gato”
  • fy4a Aja y como explican tanto gato envenenado? acaso no detectan el aroma del veneno.? Yo no puedo hacer que se trague una psatillitia molida en su comida, pero si le pongo venenno capaz que se lo come.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*