La reproducción de las iguanas

La reproducción de las iguanas

Si tenemos una pareja de iguana, macho y hembra, estas se aparearán.  Las iguanas en cautividad se aparean entre las fechas comprendidas entre noviembre y enero.

Antes del apareamiento ocurre el cortejo. EL cortejo consiste en movimientos de cabeza y cola por parte de ambas iguanas.  En uno de esos movimientos, el macho intentará montar a la hembra. SI la iguana hembra está receptiva, lo dejará y le facilitará el acto de apareamiento.

El acto del apareamiento consiste en que la iguana macho montará varias veces a la iguana hembra. Durante ese acto, la iguana hembra levantará su cola para facilitar el acoplamiento y la iguana macho morderá a la iguana hembra en el cuello.  A su vez, la iguana macho sujetará con una de sus patas, la cola de la hembra.  El acto dura entre 10 minutos a 45 minutos.

Las hembras, antes del periodo de reproducción dejará de alimentarse, como dos semanas antes y no se alimentará durante ese periodo de reproducción. Hay que alimentar bien a la iguana hembra antes de que se inicie este periodo. Solo comenzará a alimentarse tras ser apareada donde tendremos que comenzar a volver a darle una buena alimentación para que fabrique los huevos.

Durante el periodo de reproducción, aún sin alimentarse, beberá mucho agua, lo cual significa que necesitará bastante agua, limpia y fresca. Si en el agua podemos proporcionarle calcio líquido, mejor que mejor.

Transcurrido dos meses, la hembra pondrá entre 10 y 70 huevos.  Le proporcionaremos a la iguana hembra un lecho de arena fina y turba mojada para que la iguana hembra monte el lugar donde pondrá sus huevos y los tapará.

Nosotros tenemos que sacar esos huevos del terrárium para que la iguana macho no se los coma. Tendremos que sacar los huevos con cuidado para no romperlos y ponerlos en una incubadora. Debemos de colocar  los huevos en la misma forma y distribución que los colocó la madre.

Los huevos son del tamaño de pelotas de pin pon de color blanco y de forma ovalada.

Pasado entre 90 y 120 días, empezarán a nacer las iguanas. Las iguanas permanecerán en la incubadora 1 día, pasado ese día iremos incorporándolos al terrárium, que debemos de tener limpio y esterilizado.

He de decir que llegar a buen termino en cuento a reproducción de iguanas es bastante complicado. El buen desarrollo de los huevos dependerá mucho de la temperatura y humedad que tengamos en la incubadora donde hemos colocado los huevos de la iguana hembra.

La incubadora debe de mantener una temperatura diurna de entre 28º a 31º y temperatura nocturna de entre 25º y 27º

Si falla la temperatura, los huevos no llegarán a buen fin.

Imagen vista aqui

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*