Las casas de acogida de animales

Gatitos con pulgas

Hablamos mucho de las protectoras de animales pero con esta primera entrada del año quiero hablar de las casas de acogida y dar mi sincera enhorabuena a todas aquellas personas que tienen su casa como punto o lugar de acogida dependiente de una protectora.

Una casa de acogida es un hogar temporal para un animal hasta su definitiva adopción.

A las casas de acogida suelen ir los animales en estado avanzado de edad, los cachorros, las perras a punto de dar a luz y a todo aquel animal que presente una enfermedad que requiera cuidados especiales.

Por desgracia, las protectoras están tan saturadas de animales que ya están repartiendo por las casas de acogida a animales que no entran en ninguno de los grupos anteriores pero que se recogen en casas de acogida porque no caben ya en la protectora.

En la casa de acogida, el animal estará el tiempo necesario para poder pasar a la protectora, donde al estar las visitas concentradas, tendrá mayor porcentaje de ser adoptado.

Un animal no pasa a la protectora hasta estar totalmente vacunado o recuperado de su enfermedad.

Las casas de acogidas son familias voluntarias que acogen temporalmente a un animal. Los gastos del animal, ya sea pienso, veterinario etc los cubre la protectora. Todo lo que el animal necesite, cama, bebedero, comedero etc también lo cubre la protectora. Los voluntarios solo ponen el hogar y su cariño, que no es poco.

Hay personas que piensan que ser casa de a acogida es  muy triste porque estás constantemente cogiendo cariño a animales que terminan partiendo pero menos mal que no todo el mundo piensa así y cada vez hay mas casas de acogida porque son muy necesaria.

Hay cada vez mas cachorros abandonados que a través de camadas no deseada terminan en la protectora. La protectora no puede acoger a los cachorros por riesgos de que enfermen así que se van a las casas de acogida. Gracias a estos voluntarios que acogen a estos cachorros, salen adelante.  Muchos necesitan de biberones y de cuidados constantes, por no decir que al no poder salir a la calle hasta que no completen el calendario de vacunaciones, las necesidades las hacen dentro de la casa.

Los animales ancianos terminan en casas de acogidas para finalizar sus días entre algodones. Tras una vida mas o menos triste y difícil, tras entrar en la edad sénior sin tener adoptante que se los lleven a casa, los animales ancianos se llevan a las casas de acogida para no agravar enfermedades que pueden desarrollar en la protectora por su condición de sénior.

Cuando hablamos de animales enfermos que van a casa de acogida, no pensar en lo peor y en enfermedades terminales, puede ser un animal accidentado o recién operado por ejemplo.

Mi mas sincera enhorabuena para estos voluntarios que ceden sus casas, su tiempo y su familia por el cuidado de una serie de animales que van y vienen. Por unos animales que , de no ser por ese paso previo en casa de acogida, lo mismo no hubieran tenido la oportunidad de conseguir una familia definitiva y una vida digna.

Si estás interesado en ser casa de acogida de animales, solo tienes que acudir a la protectora de tu zona, allí te darán todo tipo de información.

2 comentarios sobre:
“Las casas de acogida de animales”
  • Muy interesante y acertado el post.
    Nosotros hemos sido casa de acogida y aunque tiene sus puntos negativos a veces (en mi caso fue un shar pei conflictivo que casi me desestabiliza la manada), la verdad es una labor sumamente gratificante.

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*