Mascotas Mascotas

Etiqueta perros de pastoreo

El pastor alemán, un fiel guardián

Es el perro por excelencia que ayuda a la Guardia Civil, a la Policía, a los bomberos, etc., pero no por ello penséis que se trata de un perro agresivo. Todo lo contrario.
El pastor alemán es un perro noble e inteligente, familiar, fácil de adiestrar, fiel y muy atlético. Por ello es un perro policía. De hecho, fue el primer perro lazarillo. Desde el momento en que entra en casa, se preocupa por quienes le rodean. Así se lo dicta su instinto protector. Estos perros tienen pasión por sus dueños. Eso sí, con extraños… se toman su tiempo, aunque si ven que su amo se lleva bien con esa persona, él también estará dispuesto a ser su amigo.

El border collie, el perro pastor por excelencia

  Información básica Altura a la cruz: 53 cm. aproximadamente Peso: unos 20 kg. Capa: generalmente negra y blanca Promedio de vida: 12 años Carácter: obediente, receptivo, activo, afectuoso Relación con los niños: muy buena Aptitudes: perro de rebaño Necesidades: conveniente jardín, ejercicio diario y cepillados Alimentación: de 350 a 400 g. diarios Coste mantenimiento: normal Clasificación General: razas de perros medianos Clasificación según AKC: grupo 7; perros de pastoreo Unos cuantos

Continúa leyendo

El pastor de Brie, un fiel guardián y amigo

Aunque el pastor de Brie sea un perro aparentemente fuerte y de guarda, es un perro muy sensible, por lo que se obtiene más de él mediante recompensas que mediante castigos.

Hay que tratar al pastor de Brie con cariño. También precisa ejercicio y es un perro tan simpático que cualquier actividad le parece divertida. Pero la poca dificultad en su cuidado contrasta con la difícil combinación de sensibilidad y firmeza que se debe tener a la hora de su adiestramiento.El pastor de Brie pertenece a una raza de perros franceses y se registra por primera vez en 1809, así que, como todos los perros europeos, posee una larga historia.
Se cree que el pastor de Brie y su hermano de pelo corto, el pastor de Beauce, proceden del perro ya conocido en la prehistoria, por tanto llevan muchísimos años tratando y conviviendo con el ser humano, lo que hace que se forjen unos lazos muy estrechos entre dueño y perro.