Carlino, un compañero arrugado

El carlino, también conocido como pug, es una de las razas de perros más antiguas, ya que procede de la realeza china allá por tiempos lejanos, según dicen, del siglo II A.C.
Es un perro ideal para las personas que no quieran perros grandes, costosos y exigentes.
Las arrugas del carlino
Si por algo se caracteriza este perro, además de su pequeño tamaño, es por todas esas arrugas que tiene en la cara. Esto le hace un perro único y le da un aspecto dulce, pero también quiere decir que deberás tenerlo muy bien aseado ya que se le puede acumular suciedad o incluso humedad (con su consiguiente mal olor) en esas zonas arrugadas y generar bacterias o problemas en la piel.
Así que ten a mano toallitas para pasárselas por esa zona, por lo menos, una vez a la semana.