Elton, un pastor belga muy especial

En este blog ya hemos hablado de los perros de los cuerpos policiales que se dedican a encontrar alijos de droga, personas atrapadas por un terremoto, detención de explosivos… pero no hemos hablado de los perros que resuelven muertes violentas o desapariciones.

Estos perros se enfrentan a  sangre seca y restos óseos de hasta 10 años de antigüedad que no huelen a nada, con fluidos que van del semen a la saliva, hasta con uñas y carne en descomposición.

Uno de ellos es Elton, un pastor belga de diez años. En  febrero de 2011 impresionó a los militares y a la policía judicial,  cuando en el accidente que sufrieron cinco militares que practicaban con explosivos en la Academia de Ingenieros de Hoyo de Manzanares, los cuerpos salieron disparados en todas direcciones en un terreno de monte bajo donde no se veía nada.  Elton se puso a buscar, marco  el primer resto humano y a partir de ahí los fue  sacando a todos sin pestañear.  Sus compañeros le tenían que  ir frenando, porque a los forenses no les daba tiempo a poner los números y marcar las posiciones con el GPS.  A partir de ahí, Elton empezó a investigar más casos.

correo20130719164134foto: www.diariodemallorca.es

En otro caso que intervino,  fue en el crimen del empresario Andreu Coll, asesinado por su hijo y  un amigo, solo necesitó unos segundos para descubrir que el chalet era la escena del crimen. Entró en la vivienda, marcando numerosos puntos en los que luego se encontraron manchas de sangre. Éstas no eran visibles a simple vista ya que los asesinos se habían esmerado en limpiar la escena. De esta manera, desmontó la versión inicial de los acusados, que en sus primeras declaraciones habían asegurado que estaban en casa la noche del crimen y no oyeron ni vieron nada extraño. Para la Guardia Civil, la intervención de Elton resultó decisiva para acorralar a los dos acusados. Después de encontrar todas estas pruebas, los acusados fueron detenidos y  confesaron el crimen.

Este mes ha  cumplido 10 años en el Equipo de Detección y Localización de Restos Biológicos de la Guardia Civil.

Kisses,

Olalla perro

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*