Espera a su dueña en la puerta de urgencias

Cada día me sorprenden más los animales.  Hace unos días una perra de raza Akita Inu, llamada Maya, estuvo de guardia en el hospital de Elda. Sandra, su  dueña, volvía de sus vacaciones en Granada junto a su padre. Al pasar por Elda empezó a encontrarse mal y tuvo que ir al hospital de urgencias. Allí, los médicos le detectaron apendicitis y tuvieron que intervenirla de urgencia, por lo que su visita se alargó más de lo previsto.

maya-perra-akita-inu-hospital-elda-alicante

Maya, al no poder entrar se quedó en la puerta a esperarla. El padre de Sandra la sacaba de paseo de vez en cuando pero ella solo quería estar en la puerta. Personal del centro hospitalario le ofrecían agua, comida y compañía e incluso varios trabajadores ofrecieron sus casas para hacerse cargo de ella hasta que Sandra se recuperara del todo, pero tanto ella como su padre prefirieron que su perra estuviera lo más cerca posible de su dueña.

cvb

Una semana después Sandra recibió el alta medica y se pudo reencontrar con Maya para  reemprender viaje de regreso a la Ciudad Condal acompañadas de su padre. Sandra comentó:  “Después de días sin ver a mi niña Maya, el besito y lo contenta se ha puesto al verme y yo al verla a ella no tiene precio”.

Cmd4d8KW8AARMIm

fotos: www.antena3.com

Al igual que el  perro japonés Hachikō, acostumbrado a acompañar a su dueño todos los días hasta la estación de tren de Shibuya en Tokio, siguió acudiendo allí  durante nueve años tras el fallecimiento de su amo.

Kisses,

Olalla perro

1 comentario sobre: “Espera a su dueña en la puerta de urgencias”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*