Nunca dejes a tu perro en el coche cuando hace calor

Estos días está haciendo muchísimo calor, en Bilbao hemos pasado de ir en chaqueta y con foulard a llevar vestidos de tirantes en tan solo dos días. Así que creo que es necesario recordad que NUNCA debemos dejar en los días calurosos a nuestros perros en el coche. A los humanos y a los perros nos afecta el calor pero a nuestras mascotas les aqueja con más rapidez. Los perros eliminan el calor de varias formas: jadeando, sudando a través de las almohadillas de las patas y a través de zonas de poco pelo como la barriga.

Los golpes de calor afectan más a los perros mayores, a los más jóvenes y a los perros que tienen más problemas de respiración como el bulldog inglés  o carlino… También, los perros de pelo oscuro tienen más riesgo de sufrir un golpe de calor que los de pelo claro.

dog-220191_640

Pese a las campañas y avisos, mucha gente sigue sin ser consciente de lo peligroso que puede resultar dejar al perro dentro de un coche, por mucho que hayan bajado algo las ventanas… El sol se mueve durante el día y aunque el coche esté a la sombra después de un rato puede que ya le de el sol. Sí en la calle hace unos 30 grados, en tu coche en treinta minutos hará 49 grados. Los primeros síntomas no graves serían mareo, mucho jadeo, debilidad, apatía… A partir de ahí, los síntomas graves son shock y desmayo.

A pesar de los consejos de los veterinarios, blogs, campañas de concienciación, reportajes sobre ellos en la tele…, cada verano muere algún perro por ello. En el estado de Tennessee (EE.UU) se creo la normativa denominada ‘la del buen Samaritano’, se puede romper el cristal de un coche cuando un animal esté en una situación de peligro, es decir, que haga En España, si un ciudadano ve a un animal encerrado en un coche en una situación que puede poner en riesgo su vida, solo puede llamar al 112 para que las autoridades sean las que decidan qué hacer. Si rompe la ventanilla y lo libera, podría estar cometiendo un delito, de acuerdo a la legislación vigente.

adorable-1850465_640

Recordad, NUNCA DEBEMOS DEJAR A NUESTRO PERRO ENCERRADO EN EL COCHE, incluso con las ventanas abiertas puede morir en pocos minutos. Tampoco, EN CASETAS, EN TERRAZAS, EN CASETAS DE OBRAS ATADOS CON CADENAS. En los días de calor, los perros deben estar en sitios con sombra, con agua abundante, no someterlos a esfuerzos excesivos y pasearles al amanecer o atardecer.

Kisses,

Olalla

perro

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*