Síndrome del perro negro

  En esta nueva entrada del blog quiero romper una lanza a favor de los perros de color negro. Cuando elegimos un perro, lo que verdaderamente nos debería importar es su carácter, su salud, su altura… Y no su color, ¿verdad? Pues la realidad es otra,  los perros negros tienen muchas menos posibilidades de ser adoptados que los perros de colores más claros. Este se conoce como Síndrome del Perro Negro. Según los trabajadores de protectoras de animales, los perros de color negro son los que más tardan en ser adoptados que uno de cualquier otro color. No hay estadísticas concretas pero los perros que están en refugios de animales y son de este color , son tratados a menudo de manera diferente que otros. Estos animales perfectamente sanos, amigables y sin ningún problema pasan años en sus instalaciones porque nadie los elige debido a su color. Las protectoras sabedoras de este problema,  intentan promocionar a sus perros negros colocándoles pañuelos de colores, situándoles en las primeras jaulas, evitando  poner varios negros seguidos e  incluso reduciendo las cuotas de adopción.

img035

  Los que tenemos o hemos tenido perros de ese color sabemos que estos perros son iguales a los demás. El de la foto es mi perro “lagun“, en castellano significa amigo. Era de raza caniche y pesaba menos de 2 kilos. Como era tan pequeño, llamaba la atención porqué cada vez que salía a la calle ladraba a todo el mundo, le daba igual perros que señores con  cachaba. Un día, en el pueblo salió ladrando como de costumbre y un  pastor alemán  le mató en el acto.

img034

  La Asociación Antropológica Kroeber de la Universidad de Berkeley ha estudiado este fenómeno, llegando a la conclusión de que existen diversos motivos:
Cultural: en cualquier película en la que se quiera representar un perro amenazador, veremos un gran perro negro. Este estereotipo se encuentra grabado en nuestro inconsciente y si nos mostraran un perro blanco no nos creeríamos que es  peligroso.

– El color negro absorbe la luz, lo que reduce la definición de sus rasgos y “dificulta la lectura de sus expresiones faciales”. Esto hace que disminuyan las posibilidades de que un adoptante conecte emocionalmente con este perro en un  primer vistazo durante la visita a una protectora. Por esto, de la absorción de la luz, los perros negros son más difíciles de fotografiar.

img033

  Por supuesto, los que hemos convivido con un perro de este color  sabemos que un perro negro es exactamente igual a otro de cualquier color: el que es agresivo lo será a pesar de su color y son igual de expresivos que uno blanco.  El síndrome del perro negro es tan conocido en Estados Unidos existen varias paginas webs dedicadas al tema  e  incluso, los humanos que viven con perros negros quedan para pasearlos juntos, debido a que  dueños que viven con perros de otros colores rechazan que los perros negros se acerquen a los suyos.

¿Conocíais este síndrome?¿Habéis convivido con perros negros? 

Kisses,

Olalla

perro

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*