Su última voluntad

Si hace algo mas de un año os contaba la historia de Josin, que necesitaba encontrar una nueva familia para su perro Trasgu. Hoy, os quiero relatar  la historia de Santiago.  Cuando este hombre se jubiló y decidió mudarse a Guadalajara lo hizo solo, sin más familia que sus perros. Desde hace muchos años aporta su granito de arena para acabar con el maltrato y abandono animal. También, recibe el cariño de todos sus vecinos. Santiago tiene 87 años y ya no puede cuidar de sus perros debido a la enfermedad que padece y busca un nuevo hogar para Quicly, Trube, Pichuli, Pelusa, Leona y Mora. Estos seis perros son su compañía desde hace muchos años y quiere evitar que acaben en la perrera cuando él no pueda cuidarles, por eso no parará hasta encontrar un hogar que se encargue de ellos. santiago1-900x485Para ello ha grabado un vídeo, explicando su situación: “Soy Santiago. Tengo 87 años y necesito urgentemente ayuda para mis perritos que son como mis hijos. Toda mi vida he ayudado a los animales abandonados. Ahora necesito ayuda para los míos. Todos están esterilizados, vacunados, desparasitados y con chip. Me quita el sueño y ya no tengo fuerzas para cuidarles. Muchas gracias a todos”. El vídeo se ha hecho viral y ya son cientos de personas las que lo han compartido con el hashtag #ElSuenoDeSantiagoADOPTA para que el mensaje llegue a la mayor cantidad de gente posible. santi3-tile                                                                           fotos: blogs.20minutos.es

El  mayor de todos y con el que tiene una gran afinidad es Pichuli, un macho de 15 años muy sociable. Quicly es el perro mimado, un rottweiler de ocho años que «tenía los ojos totalmente cerrados por la leishmania que padecía cuando le encontró. Trube es un macho de cuatro años que Santiago halló con las patas rotas a causa de un atropello. Mora y Pelusa son dos hembras hermanas que no llevan bien estar separadas, por lo que lo ideal sería que su adopción fuera conjunta. Por último, Leona es la hembra más mayor de la manada, tiene siete años y sufre artrosis.

Las personas que quieran adoptar a alguno de los perros (que están esterilizados, vacunados y desparasitados), deberán ponerse en contacto con la protectora Sol de Guadalajara que es la que se  va a encargar de todos los trámites de la adopción. Sin embargo, deben cumplir con la condición de residir en la Comunidad de Madrid (el área más cercana a la capital española), ya que Santiago quiere seguir viendo a sus perros hasta que su salud se lo permita.

Kisses,

Olalla

perro

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*