Veterana de guerra y su perro de asistencia

Cuando Annabelle Weiss tenía 20 años se alistó en los Marines de Estados Unidos. Allí pasó dos años trabajando como conductora e inspectora de motores de aviones. Cuando abandonó el ejercito, trabajo como enfermera. Annabelle tuvo varios problemas de salud relacionados con su trabajo, estos problemas le habian hecho que se encerrara en casa y perdiera las ganas de vivir. En 2013, oyó hablar de la organización America´s VetDogs la cual proporcionaba perros de asistencia. Ella conoció a Joe de raza labrador. A día de hoy, Weis and Joe son inseparables y pasan el día juntos.

helper_dog_todayshow_9-30-16-0077_3903a36d054d11c7c4b337a52682d58b_today-inline-large2x

Normalmente, las mañanas las pasan en su  casa en Long Island. Cuando salen por la tarde Joe sabe qué es hora de trabajar. Según Annabelle, en casa Joe es un perro como cualquier otro, sin embargo, cuando salen y lleva su petate trabaja como un policía. El perro le recoge las cosas ella cuando se le caen, le trae el móvil, abre y cierra las puertas del armario…

helper_dog_todayshow_9-30-16-0168_3903a36d054d11c7c4b337a52682d58b_today-inline-large2x

Aunque Anabelle Weiss tiene 92 años aun conduce. Sus vecinos se quedan extrañados ante el hecho pero ella asegura que en la Marina condujo todo tipo de vehículos, jeeps, camiones… Joe siempre va durmiendo en el asiento trasero. Juntos suelen acudir a la biblioteca Lindenhurst Memorial Library, donde ella es parte del club de lectura y Joe es la mascota. También, suele salir a cenar un par de veces a la semana al mismo bar donde el perro se tumba bajo la mesa. La primera vez que fueron había un camarero español y le dijo: ‘Oh, perro‘ y Annabelle le respondió ‘hijo‘. Ya que para Annabelle,  Joe no es un perro sino es el hijo que nunca tuvo.

helper_dog_todayshow_9-30-16-0180_3903a36d054d11c7c4b337a52682d58b_today-inline-large2x

fotos: www.today.com

Para ella, este perro le ha cambiado la vida. Sin él pasaba todas las horas del día en casa, en cambio ahora cuando la llaman nunca está.

Kisses,

Olalla perro

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*