Visita al veterinario

 

Cuando volvemos de las vacaciones es bueno llevar a nuestro  perro a la consulta del veterinario para realizarle un chequeo. El miércoles, llevé a Kitty pues le tocaba ponerse la vacuna E7/HEPTA. Esta vacuna anual protege frente a Moquillo, Hepatitis, Leptospira canicola, Leptospira icterohemorrágica, Parvovirus, Parainfluenza (tos de las perreras) y Adenovirus tipo 1.

DSC01056

La Parvovirosis canina es una enfermedad altamente contagiosa, se transmite por materia fecal y a través de todas las secreciones eliminadas por el perro enfermo. El Moquillo o Distemper canino es una enfermedad viral contagiosa , se transmite a partir de todas las secreciones del cuerpo del perro infectado. La mejor manera de prevenir la enfermedad es vacunando a los perros cuando son cachorros. La Tos de las perreras se transmite  a otros perros a través de las vías respiratorias de los animales enfermos. La manifestación de esta enfermedad es una tos severa, el perro puede tener fiebre y decaimiento y en algunas ocasiones puede complicarse con neumonía. La Hepatitis infecciosa canina ataca al hígado. Al principio de la enfermedad, los síntomas son fiebre, decaimiento, vómitos, diarreas… La enfermedad se transmite por contacto directo con otros animales infectados a través de la saliva, orina y la materia fecal. La Leptospirosis es una enfermedad grave,  se transmiten por contacto de las mucosas nasales y orales con orina de un perro  o bien por beber agua contaminada. Además, puede transmitirse desde los perros a los humanos, por lo tanto la prevención vacunal es de vital importancia.

Kitty está bien de salud, no ha engordado pero si   tenía bastante cera y  un poco de otitis en un  oído. Al tener las orejas largas y caídas,  suelen sufrir más infecciones que otras razas. Tengo que  echarle  dos veces al día una  gotas y volver dentro de 6 días a revisión.

Kisses,
Olalla

perro

3 comentarios sobre:
“Visita al veterinario”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*