Mis mascotas

16may 13

Enfermedades gastrointestinales I: Gastroenteritis

A nuestros perros les encanta meter el hocico en la basura, comer cualquier cosa que les huela bien y siempre llevan la zona abdominal descubierta. Todas estas razones fomentan que tengan enfermedades gastrointestinales. La gastroenteritis es la más común, sobretodo en perros de tamaño pequeño.

¿Cómo sabemos si nuestro perro tiene gastroenteritis? En primer lugar apreciamos los excrementos con una densidad más líquida, incluso con cambio de color. También es frecuente que nuestro perro vomite. En este caso, debemos examinar si el vómito tiene mucosidad o es solo comida. Es desagradable pero importante conocer este dato, pues sabremos si hay infección, si es por frío, etc. Dexter acaba de pasar por esta situación y teníamos que estar muy pendientes de cómo eran sus deshechos.

En cuanto apreciemos alguno de estos factores, lo primero de todo es llevar a nuestro perro al veterinario para conocer las causas del problema y tener un diagnóstico fiable. En el caso de la gastroenteritis leve, es recomendable seguir una dieta blanda. Existe una comida blanda especial para este caso.

Deberá comer en pequeñas dosis y varias veces al día. El agua es mejor que sea mineral y deberá beber en pequeñas cantidades, puesto que puede llenarse y que le siente mal. En nuestro caso, poníamos poca agua y comida varias veces al día. Además, le pusimos un jersey fino para que estuviera más abrigado.

He oído que también es frecuente dar arroz con pollo o pavo a nuestro perro como dieta blanda, sin embargo, creo que es preferible una comida destinada exclusivamente a perros ya que llevará las vitaminas y minerales que ha estado perdiendo nuestro perro durante la enfermedad.

 

Etiquetas: , , ,

Deja un comentario

*