Un mejor despertar

Mi pacto con Aranza_hola.com_Aranza_las mil y una noches

Pacto 11

Cuenta la leyenda que cuando no puedes dormir en las noches es porque estás despierto en los sueños de otra persona.  Pero, esta vez no se trataba de estar en los sueños de “Monsieur Insomnio”, sino de dos meses en que todos mis días y mis noches estaban dedicadas al cuidado de mi pequeña alma gemela.

Por Andrea González-Villablanca

Mi pacto con Aranza_encabezado_entrada

Sobre mi escritorio, un té con canela bajo una luz tenue de una vela que emanaba perfume a vainilla y me envolvía en recuerdos.

Pensé que después de tres meses y  de un tedioso post-operatorio a causa de una compleja intervención quirúrgica, que extirpó un enorme tumor desde su bracito y varios otros mamarios, Aranza,  finalmente había sido dada de alta el viernes 21 de marzo. ¡Cómo olvidarlo!

La historia es bastante larga, pero resumiendo, les cuento que cuando detectamos el tumor en el brazo y los otros mamarios, inmediatamente consultamos con su veterinario, quien no se arriesgó a operarla y recomendó esperar ¡quién sabe qué! o tal vez apagar poco a poco su despertar.

El tumor, creció tanto que decidimos consultar en una de las clínicas más prestigiosas del país. Susana, su nueva veterinaria nos aconsejó intervenirla lo antes posible.

Después de largas horas pensando, consultando con médicos de diversos países, analizando cada detalle y tecnología que nos ofrecía la clínica, tomamos la decisión, con toda la fe del mundo en que los resultados beneficiarían su salud y maravillosos 13 años.

¡Es cierto! el escenario por su edad, no era nada favorable, pero confiábamos plenamente en la clínica, sus profesionales y en que entregaríamos todo lo que fuera necesario para un adecuado post-operatorio. Al segundo día, después de la primera consulta con su nueva veterinaria, la llevamos a realizar sus exámenes y dos días más tarde fue intervenida con anestesia gaseosa.

Nuestro compromiso como familia y en especial entre mi madre y yo, fue llevarla a cada uno de sus controles, curaciones diarias, medicamentos, cambio de alimento, cuidarla día y noche… y más.

A continuación imágenes de ese difícil proceso:

Mi pacto con Aranza_hola.com_docs

Mi pacto con Aranza_hola.com_operacion_controles

 Mi pacto con Aranza_hola.com_controles post operatorio

La operación, se realizó el 17 de enero, y el 18 por la tarde la recibimos en familia con flores blancas y un espacio apto y cómodo para que su post-operatorio, fuera lo más agradable para ella.

Aunque, Aranza siempre estuvo acostumbrada a dormir conmigo, en esta ocasión era imposible acostarla en mi cama. Por recomendación médica debíamos evitar saltos y fracturas en su bracito que estaba completamente vendado. Así, que me dispuse a  buscar alternativas, para crear un espacio en el departamento exclusivamente para ella y decorado a su manera. ¿El resultado? ¡Fue este!

Mi pacto con Aranza_hola.com_habitacion Aranza

El rincón escogido, fue el más iluminado por la luz del sol durante el día y cerca de una ventana para mayor comodidad y acceso a su baño. La cama, consta de un colchón de esponja, con respaldo de buda, cubierto con sábanas y mantas de algodón para no dañar y evitar irritaciones en su piel. La almohada y cojín estilo dulce caluga son de mi cama para que sienta mi perfume y no desconozca su territorio (recuerden que antes de su operación dormía conmigo). El cojín con diseño de Arco de Triunfo, ¡lo hice yo! hace algunos meses y cuenta con la medida justa para apoyar su cabecita.

Budas, torres Eiffel, faroles de medio oriente, luz tenue (como le gusta a ella durante la noche), mis libros y revistas, fueron parte de la tranquilidad que exigía su reposo.

La planta con flores blancas en maceta con diseños de París, se llama “alegría del hogar”. Se la regalamos cuando llegó al departamento, luego de su compleja operación, que duró 4 horas.

Aranza, realmente ha disfrutado mucho este nuevo espacio diseñado para ella y le gustó tanto, que decidimos mantenerlo. Hoy, luego de tres meses, Aranza, sigue disfrutando ¡su habitación! y está completamente convencida de que cada  día vive ¡un mejor despertar!

Mi pacto con Aranza_hola.com_Aranza habotacion eiffel

En esta fotografía está vestida con su nuevo pijama que le regaló mi hermana la semana pasada. Fecha en que comenzó a usar su ropita, ya que debía mantener su bracito lo más despejado posible, para que los tejidos se regeneren. Afortunadamente, hoy ya cuenta con piel en la zona que eliminaron y ¡puede usar la ropa que tanto le agrada!

Bajo reglas del feng shui (visita nuestro post sobre esta práctica oriental) y recomendaciones de Pets Hotels en Nueva York (visita nuestro post sobre este hotel 5 estrellas), diseñé un espacio que para muchos puede parecer caprichoso, pero para mí sólo representaba, hacer todo lo humanamente posible para que Aranza viviera un post- operatorio lo más grato posible y sin el estrés que  provoca en nuestras mascotas, someterse a estas situaciones que no han buscado, sino que la naturaleza y falta de ética médica, le han requerido experimentar.

Si bien, no pudimos evitar los temblores y nervios cuando asistía a sus controles o le sacaban los puntos, ¡sí! logramos presenciar la valentía y tolerancia al dolor de mi pequeña alma gemela, que más que todo, me enseñó que ella sí quería volver a su vida normal lo antes posible, pero para eso, necesitaba apoyo de toda su familia, para superar esta prueba y ¡Vaya… que lo logró! ¡Hoy, corre, salta y juega como siempre!

Es por eso que nuestro pacto nº  11 para mascotas.hola.com será si por las noches no podemos dormir, no es porque estamos despiertas en los sueños de “Monsieur Insomnio”, sino porque ¡una de nosotras necesita el mayor de los cuidados! 

© 2014 · Copyright Andrea González-Villablanca · Todos los derechos reservados · Prohibida la edición y reproducción total o parcial del presente texto y fotografias.

separador_mi pacto con aranza_hola.com_mis mascotas

1 comentario sobre: “Un mejor despertar”

Deja un comentario

Tu correo electrónico no será publicado.


*