Mis mascotas

Consejos

27ago 14

Errores comunes a la hora de mantener a tus peces

Comenzar a cuidar un acuario puede parecer algo sencillo, pero se pueden cometer inconscientemente varios fallos que provocan problemas, enfermedades y hasta la muerte de los peces sin el propietario saber a qué se debe.

A veces puede llegar a ser tan frustrante que mucha gente abandona el hobby o decide deshacerse del acuario después de haber invertido grandes cantidades de dinero en el equipo, medicamentos y peces.

a1.fpr1399471357

Algunos errores comunes que puedes evitar

Uno de los errores más frecuentes es sobrealimentar a los peces. Si esto ocurre, a  los peces les sobrará comida o defecarán en exceso; esto llevará a la descomposición  de los elementos orgánicos, que se pudrirán y que finalmente envenenarán el agua. Para evitar esto habrá que tener la precaución de alimentarlos conforme a sus necesidades y no hay que caer en el error de darles de comer cada vez que lo “pidan”, ya que son animales que quieren comer a todas horas. Lo más recomendable es consultar a un especialista la cantidad de comida que necesitan tus peces. Un truco es echar comida en el acuario y retirar las sobras que no se hayan comido en más o menos uno o dos minutos.

Otro error que se suele cometer es sobrepoblar el acuario; los peces son seres vivos que se alimentan generando desechos y estos desechos tenderán a estropear las condiciones del agua; si tenemos más peces, más les tendremos que dar de comer y mayor cantidad de desechos. Por tanto, mayor probabilidad de que el acuario se vuelva inestable. Además, los peces necesitan su espacio para nadar y sentirse bien. La cantidad de peces que se deben meter en un acuario depende del tamaño de los peces, de la calidad del agua y del sistema de filtración.

Tampoco se debe caer en limpiar en exceso el acuario; el secreto de un acuario está en que esté parcialmente “sucio”. Si limpiamos en exceso los acuarios, sólo tendremos “agua muerta”, incapaz de ser el lecho de la vida, caldo de cultivo para enfermedades y problemas. Necesitamos que en el agua existan las suficientes bacterias para que los peces puedan vivir, por lo que la limpieza debe ser en su justa medida.

Puede haber una filtración inadecuada; generalmente los acuarios que compramos en paquetes comerciales vienen con filtros estándares que tendremos que mejorar si queremos darles las mejores condiciones de vida. Una solución es dotar de una filtración superior de la recomendada por los fabricantes de filtros, pero al mismo tiempo evitar corrientes de agua muy fuertes.

No debemos obsesionarnos

En todo caso, no hay que obsesionarse con los peces ya que no son animales que necesiten una supervisión continua ni necesitan manipulaciones frecuentes, ni debemos preocuparnos buscando en todo momento síntomas de enfermedad.

Si nos obsesionamos estaremos todos los días tocando dentro del acuario, modificando las condiciones de circulación del agua, limpiando filtros, arena y en general causando trastornos y estrés que solo originarán problemas por el incorrecto funcionamiento del conjunto. El acuario está para disfrutarlo y si te da muchos problemas, consulta con un especialista en peces y acuarios para no preocuparte más.

Seguir leyendo
16ene 14

Los peces más bonitos del mundo

Para los amantes de los peces os traigo este artículo con una propuesta sobre las mejores razas de peces del mundo, los cuales destacan por situarse en el ranking de los más hermosos, al menos para mí. Y para vosotros, ¿cuál es el pez más bonito del mundo?

La mayoría de estos peces destacan por su colorido cuerpo, el cual unos usan como forma de distracción y otros para cazar a sus presas. Sea cual fuere, es un gustazo tener a estos compañeros en el acuario y apreciar su color. Pero, cuidado, recordad que no todos los peces tienen las mismas necesidades y que algunos de ellos son depredadores.

Pez mandarín, o colorido al máximo exponente

Es uno de los peces más coloridos (con una mezcla de azul, amarillo, naranja y verde en su cuerpo) y uno de los que más triunfan en acuarios de agua salada. Si la luz incide en ellos son todo un espectáculo con sus relucientes escamas.

Se alimentan de pequeños crustáceos y otros invertebrados, por lo que su cuidado es sencillo.

Pez disco

Es una especie única con formas dibujadas en su cuerpo a través de muchos colores, desde tonos azul, rojo, blanco… su forma también es poco menos que curiosa, redondeada y comprimida en los lados.

Pez payaso, el pez más famoso de Disney

Este pez es conocido por todos, después de que la industria Disney decidiera usarlo para una película, la conocida “buscando a Nemo”. También se le conoce como pez anémona.

Puede alcanzar los 18 cm. en edad adulta (lo que le hace imposible estar en pequeños acuarios) y destaca por su forma y color, una mezcla de franjas naranjas, blancas y negras en todo su cuerpo.

clownfish-426567_1280

Pez betta, el más guerrero

El betta es de los más conocidos en agua dulce y de los que más destacan. No es para menos ya que su color vistoso y brillante le hace único en este tipo de aguas y a mí particularmente me encanta. Lo podemos encontrar en gran cantidad de colores (veteado, camboyano, mariposa, azulado, rojo chillón y chocolate).

La forma de la cola es especial, pues los hay que la tienen con forma de media luna y otros con forma de veleta. Los más famosos suelen ser los machos, ya que son los que más destacan.

En cuestión de alimentación son omnívoros, pero mejor si comen carne.

Pez morisco o ídolo moro

Es uno de los más buscados para los acuarios, pese a ser tan caros y difíciles de mantener. Hay que tener cuidado con que no os timen ya que hay una especie muy parecida.

Lo que más llama la atención es su mezcla de color blanco, negro y amarillo degradado.

Pez arco iris

Es un pez asiduo en los acuarios, tanto que llega a ser complicado encontrarlo fuera de ellos. Eso sí, necesitará un acuario grande para desplazarse, olvidaos de él si tenéis un acuario pequeño. Los podréis encontrar de muchos colores.

Seguir leyendo
22oct 12

Cómo instalar un acuario de peces tropicales de agua dulce

El cuidado de los peces por lo general es muy sencillo, aunque requiere de ciertos hábitos que deberéis llevar a rajatabla y que los amantes de estos animales saben bien.

Los peces tropicales de agua dulce, como el resto, requieren unos cuidados básicos a los que tendréis que prestar atención. Una buena temperatura del agua, una limpieza adecuada y una correcta alimentación, serán la clave parara tener a vuestros peces en perfecto estado.

Acuario tropical

Lo que hay que saber

Los peces tropicales son sin duda una de las especies más bellas que os podréis encontrar. Ya que tienen unas formas y colores intensos que los hacen únicos.

Una vez que hayáis decidido tener peces en casa será el momento de elegir el acuario para ellos. Hay grandes apasionados que buscan espacios para tener grandes acuarios en su casa y otros que tienen pequeñas peceras. Lo curioso es que por lo general, cuanto más grande es el acuario, más fácil de mantener. Debe ubicarse en un lugar con luz indirecta.

Eso sí, hay que tener mucho cuidado con las especies de peces que elegís para el mismo. Por lo que lo mejor es que consultéis con un especialista antes de comprarlos. Recordad que siempre hay animales depredadores, cuidado con mezclarlos con otros que no lo sean o con aquellos que tengan necesidades diferentes entre sí.

A la hora de comprar peces hay que tener claro también el tamaño real de los peces cuando son adultos y la posibilidad de que alguno de ellos ponga huevos, para tener claro que el espacio no se acabe quedando pequeño. Además, recordad que ellos necesitan un espacio vital para moverse y nadar con libertad, debemos respetar este espacio.

Comprad un buen calentador de agua, para tenerlo a la temperatura adecuada y un filtro acorde al tamaño de la pecera. Elegir uno de calidad es importante para que el estado de salud de los peces sea el adecuado.

Decorad la pecera con plantas, grava y objetos, para que no sientan que están en un espacio diáfano y además tengan donde moverse, esconderse… La grava y los objetos debemos lavarlos con agua bajo el grifo antes de colocarla en el acuario.

Por último tened en cuenta qué come cada animal y dadles la comida acorde con ello (por esta razón es tan importante que conozcáis todos los peces que vais a comprar y que adquiráis aquellos con gustos y necesidades parecidas).

¡Al agua peces!

Una vez tengáis todo dispuesto y colocada la decoración, el filtro y el calentador, llenad la pecera de agua destilada (no uséis la del grifo con cloro) y no encendáis el filtro o el calentador hasta que no esté la pecera completamente llena. Si preferís usar agua del grifo, será necesario añadir un producto anti-cloro para ponerla en el estado óptimo.

Una vez llena, conectad el calentador y el filtro para que llegue a la temperatura óptima (en peces tropicales tiene que estar la temperatura entre los 21ºC y 29ºC según la procedencia del pez). Notaréis que el agua se queda turbia, es normal, tardará un par de días en aclimatarse. Las luces deben estar encendidas entre 10 y 12 horas al día.

Una vez preparado todo, debemos dejar el acuario tal cual, sin peces, durante unos días para que el agua alcance las cualidades necesarias para que puedan vivir perfectamente nuestros pececitos. Una vez pasado ese tiempo id introduciendo uno a uno a los animales.

Ya para terminar dadles un poco de comer y llevad a cabo un control diario, sobre todo los primeros días de los peces y del estado de la pecera. Debéis controlar especialmente el pH y la temperatura.

Seguir leyendo
19oct 12

Plantas de acuario

Las plantas son elementos que no pueden faltar en nuestro acuario. No solo por ser un estupendo objeto decorativo sino porque además son de auténtica utilidad, ya que proporcionan el oxígeno que los peces necesitan, eliminan los desechos y evitan problemas de algas. Todo esto si son plantas naturales, claro. Si no lo son, serán simplemente un lugar donde los peces pueden esconderse, cosa que por cierto, también es necesaria.

Por esta razón será imprescindible que coloquéis algunas plantas en el acuario. Hoy os doy algunos consejos para saber cuidarlas y plantarlas.

Lo que hay que saber

Es imprescindible que coloquéis un número de plantas acorde con el tamaño de vuestro acuario y el número de peces que tengáis, ya que no conviene ni que sean muy pocas, ni tenerlo lleno.

Elegid plantas naturales, que como digo tienen muchos beneficios, entre los que está el aportar oxígeno al agua. Recordad comprarlas específicas de acuario.

Si no sois unos expertos en el cuidado de acuarios, será mejor que elijáis aquellas que sean de crecimiento o reproducción rápida. Como la elodea o la vallisnería. Informaos bien sobre las que cogéis en la tienda, ya que pese a que este tipo de plantas se alimentan desde las hojas, muchas de ellas no se crían totalmente dentro del agua.

Tened en cuenta también todos los cuidados que la planta exige, en especial la temperatura del agua, ya que cada una requiere unas condiciones climatológicas diferentes.

Poned las plantas más grandes en los lados del acuario, jamás en el centro, donde deberán ir las especies más pequeñas.

Cómo plantarlas

plantas acuarioEscoged aquellas que ya estén crecidas, para que no os sean tan complicadas de cuidar. Si estáis montando el acuario será mejor que las plantéis antes de echar el agua.

Primero tendréis que preparar la turba esponjosa (es como el abono para estas plantas) poniéndola con un poco de agua destilada (sin cloro, ni otros productos artificiales) para prepararla. Dejad que repose unas tres semanas antes de ponerla en el acuario.

Enterrad las raíces en la gravilla, poned un poco de turba esponjosa y sujetadlas con las piedras, procurad que la planta esté bien agarrada.

Una vez estén plantadas deberéis revisarlas cada semana, para comprobar si tienen alguna hoja pudriéndose y poder quitarla inmediatamente. Para evitar que las plantas se dañen, procurad que les dé el sol de vez en cuando y poned algún producto enriquecedor, para que se mantengan sanas.

 

Seguir leyendo