Mis mascotas

Higiene y salud

26may 15

La temida leishmaniosis canina

 

 

Muchos hemos oído hablar de la leishmaniasis o leishmaniosis, y sabemos que es una enfermedad que puede afectar a los perros, pero hay muchas creencias de que esta tan solo ocurre en los perros callejeros y no es así, entonces, ¿qué es exactamente y cómo se previene?

La leishmaniosis canina es una enfermedad parasitaria grave causada por un parásito que se parece a un mosquito.

¿Cómo se transmite y cuándo hay más peligro?

La enfermedad se transmite a través de la picadura de un mosquito llamado flebótomo.

Hay que tener especial cuidado durante los meses de calor, ya que durante el invierno los mosquitos están en un estado larvario que es inofensivo para el perro. Pero en las zonas de España que hace calor todo el año, suele haber siempre mosquitos activos, como en el sur de España.

Pero no hay que alarmarse, existen unos collares repelentes para prevenir la picadura de este mosquito y también existe ahora una vacuna muy eficaz que ayudará al perro a estar realmente protegido contra esta enfermedad.

perrito

¿Cómo poder detectarlo?

El primer síntoma claro se puede ver observando la piel del perro. Lo primero que se ve es la pérdida de pelo, sobre todo alrededor de los ojos, orejas y la nariz, y además, es habitual que haya algunas heridas en la piel, especialmente en la cabeza y en las patas.

A medida que la enfermedad avanza, el perro pierde peso pero no las ganas de seguir comiendo, por lo que habrá que observarlo atentamente.

Para prevenir por completo esta enfermedad tan dañina es fundamental acudir al veterinario e informarse sobre cuándo y cómo vacunar al perro contra la leishmaniosis canina, incluso antes de observar cualquier síntoma. Además, si vives en una zona cálida con tu perro es especialmente importante protegerlo todo lo que se pueda.

Ellos también se merecen una oportunidad

Hay muchos perros que han sido abandonados o que han nacido en la calle que por fortuna acaban en las manos de unos maravillosos voluntarios de las protectoras de animales esperando ser adoptados por una nueva familia. Pero el proceso de ser adoptado se hace más dificil si al perro se le ha diagnosticado leishmaniosis.

Sin embargo, si la enfermedad es detectada a tiempo, el perro puede vivir los mismos años que si no tuviera la enfermedad, solo es preciso saber que necesitará medicación de por vida.

Por tanto, si estás pensando en adoptar una mascota, no deseches la idea de tener un perro que sufra esta enfermedad, lo único que habrá que hacer es estar más pendiente de él y tener la responsabilidad de darle siempre su medicina para que tenga una buena vida a tu lado.

Seguir leyendo
13ene 15

El sobrepeso en los perros

 

El sobrepeso es un problema médico importante con graves implicaciones para la salud de los animales. Un perro con peso excesivo puede vivir un deterioro de su calidad de vida, sufrir más enfermedades y reducir su esperanza de vida.

¿Cómo saber cuándo le sobran unos kilos?

Las mascotas deben estar cerca de su peso ideal para estar y sentirse bien, al igual que los humanos. Para saber si tu perro tiene sobrepeso o no, puedes observar las costillas: la capa de grasa sobre éstas tiene que ser delgada.

chowchow-448308_1280

Aún cuando las costillas no se perciban a simple vista, lo más sano es que al tocarlas se puedan sentir con facilidad.

También puedes observarlo de costado: debe verse que la línea de la tripa sube en los costados. Si se observa una línea recta, implica que al perro le sobran unos kilos.

Por otro lado, al mirarlo desde arriba, el perro debería tener una forma parecida a la de un reloj de arena: ancho en los hombros, fino en la cintura y un poco más ancho en las caderas.

Lo más fiable si se tienen dudas es acudir al veterinario lo antes posible para que nuestro perro comience un tratamiento o nos aconseje sobre cómo ejercitarlo.

Causas del sobrepeso en perros

El aumento de peso en los perros se debe a un desequilibrio entre la ingesta y el consumo de calorías, casi siempre a causa de un consumo excesivo de alimento unido a una falta de ejercicio diario.

Los hábitos alimenticios y de conducta pueden contribuir a la obesidad, como la alimentación “a demanda”, número de comidas, sobras de la mesa, “premios” porque el animal los pide, comida adicional que le dan otros miembros de la familia, dieta rica en grasas o en energía, alimento para perros barato y de mala calidad. Otros posibles factores pueden ser por razones genéticas, por esterilización, por edad o por alguna enfermedad.

Cómo tratarlo

Si tu perro tiene sobrepeso, el tratamiento consiste en la adaptación de la dieta, la introducción de cambios de hábitos y una terapia médica.

Actualmente, un programa de control de la obesidad se basa en una evaluación médica global del perro que permita diagnosticar la magnitud de su sobrepeso u obesidad, diagnóstico y tratamiento de cualquier enfermedad, y una elaboración de un plan de pérdida de peso con control de la dieta y programa de ejercicios.

Seguir leyendo
30ago 14

Embarazos psicológicos en las perras

perrita y cachorrosMuchas perritas, aproximadamente el 60% de las que nunca han criado, sufren embarazos psicológicos que pueden suceder mes y medio o dos meses después del celo.

El embarazo psicológico es una falsa gestación causada por una disminución en los niveles de progesterona y aumento de la prolactina, que es la hormona que estimula la producción de leche en las glándulas mamarias.

¿Por qué ocurre?

En todos los mamíferos este estado se debe a un trastorno en los ovarios, asociado con el ciclo reproductor de la hembra. En circunstancias normales, después de la ovulación, aparece en el ovario un cuerpo amarillo que asegura el mantenimiento de la gestación. Aún cuando no haya fecundación, también aparece este cuerpo amarillo pero degenera enseguida. Si no ocurre lo segundo, la perra se encontrará en condiciones parecidas a las de un embarazo.

¿Cómo se detecta?

Para saber si nuestra perra está sufriendo un embarazo psicológico solo hace falta prestar atención a una serie de cambios físicos y de comportamiento: al igual que en un embarazo normal, la perra puede aumentar de peso, hincharse la zona abdominal y también las mamas. Los trastornos de la conducta pueden variar desde mayor nerviosismo a la conducta de “hacer nido” o escondiéndose en sitios protegidos.

Incluso es posible que deje de comer, pudiendo llegar a una alteración más grave como anorexia y bulimia. Hay que controlar muy bien sus alimentos.

También puede darse el caso de que “adopten” muñecos o peluches como cachorros y  llorar por las noches.

Tratamiento

El embarazo psicológico generalmente no necesita ningún tratamiento, ya que los síntomas desaparecen por sí solos con el paso de los días. Sin embargo, existen algunos casos en los que es aconsejable aplicar un tratamiento como cuando hay excesiva producción de leche que puede ser causa de mastitis o los trastornos de conducta muy marcados que hagan a la perra molesta para los dueños.

El tratamiento consiste en un grupo de medicamentos denominados antiprolactínicos, que actúan contra la hormona prolactina. Si estos embarazos psicológicos se repiten con frecuencia, existe la opción de que la perra críe de verdad y de esta forma se estabilizará su cuerpo. También la esterilización es una buena alternativa.

En cualquier caso, es fundamental acudir al veterinario y explicarle la situación antes de tomar cualquier medida.

Seguir leyendo
19nov 12

Baña a tu perro sin problemas

baño perroEl baño del perro puede a veces ser una de las tareas más difíciles en cuanto a los cuidados que debe recibir tu can, pero es imprescindible que se los bañe periódicamente para mantener su higiene y también la higiene en el hogar.

Cada raza y perro necesita cuidados diferentes y la frecuencia con la que se le debe bañar depende del tiempo que pase fuera de casa, del tipo de piel o de pelo. Por ello es necesario tener estos aspectos en cuenta e informarse de la raza y sus cuidados básicos y específicos.

Sin embargo, algo que tienen en común todas las razas es que no es aconsejable bañarlos con demasiada frecuencia, ya que se puede disminuir la grasa natural de su piel. De hecho, si se les cepilla con regularidad, no habrá que bañarlo tan a menudo.

Convierte el baño en una experiencia agradable

Hay perros que realmente temen el momento del baño, pero si lo acostumbramos desde cachorro se puede convertir en un momento divertido para los dos. Ten en cuenta los siguientes consejos para poder hacer del baño un momento agradable:

1. Lo primero es elegir un champú especial para perros, ya que los nuestros pueden perjudicar su piel. Si se trata de un cachorro además existen productos especiales.

2. Controla la temperatura del agua. Al igual que nosotros, siempre les gustará más un baño con agua templada que con agua fría o extremadamente caliente.

3. Sujeta al perro suavemente y comienza a mojarlo por las patas y después continúa por el resto del cuerpo hasta acabar por la cabeza. Luego, aplica el champú en todo el cuerpo con unos ligeros masajes hasta que aparezca espuma. Se debe tener especial cuidado con que no entre jabón en los ojos ni en los oídos. Mientras, es aconsejable darle algún premio para perros para que lo asocie con algo positivo y así no le coja miedo al momento del baño.

4. Finalmente solo hay que enjuagar todo el cuerpo con abundante agua para que no le quede ningún resto de jabón que podría resecarle la piel. Para secarlo, utiliza una toalla o un secador con el aire a una temperatura templada y ten en cuenta que lo más normal es que se sacuda, pero si le empezamos a secar por la cabeza es posible que tenga menos ganas de hacerlo y por tanto no nos empapará.

5. Si el perro está al aire libre después del baño, habrá que tenerlo bien vigilado ya que es muy probable y normal que intente rebozarse en cualquier sitio, ya que no reconoce su nuevo olor.

Si de todas formas tu perro no soporta la hora del baño, hay muchas clínicas veterinarias con especialistas que pueden hacerlo por ti a un módico precio.

Seguir leyendo
16oct 12

Vacunas para perros

vacunasSi acaba de llegar tu cachorrito a casa y lo que quieres es bajarlo enseguida a la calle para que lo vea todo el mundo, tienes que saber que debes ser paciente. Antes de sacarle a la calle y que esté con otros perros, el cachorro deberá tener todas sus vacunas para que pueda estar protegido e inmunizado ante enfermedades propias de su especie.

Esto no significa que debamos tenerlo en casa encerrado como si fuera a pasarle algo malo con solo sacarlo a la calle. No hace falta exagerar. De hecho, es bueno que se relacione con otras personas y se adapte al ruido y movimiento de la calle. Lo mejor es llevarlo en brazos o soltarlo en lugares cerrados privados, como un jardín, donde no hay otros perros o si los hay, sabemos que están vacunados.

Este cuidado lo tienes que tener hasta que completes todas las vacunas según el calendario de vacunación previsto y del que te puede informar el veterinario. Todo a su tiempo.

Tenlo bien protegido

Como digo, tu veterinario te informará de todas las vacunas que debe recibir el cachorro en la primera visita, pero hoy te quiero ir adelantando aquí un poco de información.

Si cuando te dan al cachorro ya tiene alguna vacuna puesta, deben darte además su cartilla de vacunación. Esto suele ser normal, ya que por lo general los cachorros se adoptan con casi dos meses. En cualquier caso, pregunta a quien te lo entregue si ha recibido estos cuidados. Si no es así, ve al veterinario ya que lleva una vacuna de retraso. En la cartilla pone siempre la fecha de vacunación y el nombre de la misma.

Con 6 semanas debe recibir la “triple”, con 8 semanas la vacuna contra el “parvovirus”, con 10 el refuerzo de la “triple”, con 12 semanas el refuerzo de la “parvovirus”, con 16 semanas la vacuna contra la rabia, y a partir de ese momento deberá recibir anualmente una de cada.

¿Qué pasa si no se vacuna al perro?

No vacunar al perro es una gran irresponsabilidad ya que la rabia, por ejemplo, es una enfermedad muy peligrosa y que puede llegar a transmitirse a las personas.
Por otro lado, el moquillo y parvovirus son también son enfermedades que pueden llegar a producir las muerte del perro aunque los síntomas no sean muy fuertes.

Es fundamental que cada año se vacune al perro para proteger su salud y también la de los que están a su alrededor.

Seguir leyendo
09oct 12

El trastorno de la ansiedad por separación

Es muy común volver a casa y encontrarse varios objetos mordidos o con alguna queja por parte del vecino por haber estado nuestro perro aullando durante las horas que nosotros hemos estado ausentes.

A esta conducta se la denomina “ansiedad por separación” y es la aflicción que sufre un perro cuando se encuentra solo, aunque nada más sea durante media hora. Es un problema de apego excesivo hacia los dueños y, dependiendo del grado que sea, se manifestará en mayor o menor medida. Por lo general, el perro manifiesta su estado de ánimo y ansiedad mediante aullidos, ladridos o destrozos en la casa a causa del pánico que siente cuando se separa de sus dueños.

Pero se debe tener bien claro que el perro no está manifestando otro trastorno, ya que los síntomas de la ansiedad por separación son muy parecidos a otros trastornos de la conducta como la destrucción por aburrimiento, por ejemplo.

¿Por qué ocurre?

Los principales desencadenantes de este trastorno pueden deberse a factores hereditarios y una separación inadecuada o demasiado temprana de la madre, pero no se conocen las causas con exactitud. Aunque también se ha observado que los perros abandonados o que han sido maltratados sufren esta ansiedad con más frecuencia.

Por otro lado, también puede causar esta conducta un cambio en la rutina diaria de nuestro perro, como un cambio de domicilio o de horarios de trabajo del dueño.

¿Cómo se trata?

La ansiedad por separación se puede tratar y, en la mayoría de los casos, se consigue corregir la conducta. De todas formas, el dueño debe ser consciente de que es un tratamiento largo y con posibles recaídas. Es fundamental consultar al veterinario antes de comenzar con cualquier tratamiento.

En función de la gravedad del caso puede ser necesario un tratamiento con antidepresivos o ansiolíticos, pero además de utilizar fármacos será también necesario el trabajo de adiestramiento. Solo un experto puede guiarnos en estos dos pasos, sobre todo en la utilización de los medicamentos.

Con el adiestramiento se debe marcar un objetivo muy claro que es romper esa dependencia que tiene el perro hacia los dueños. Algunos consejos importantes son no hacer caso al perro cuando regresamos o nos marchemos de casa, hay que esperar a que el animal este tranquilo, entonces será el momento de interaccionar con él. Tampoco le podremos prestar atención si salta, jadea, llora… ya que reforzaríamos la dependencia.

Seguir leyendo
29sep 12

Sus dientes también necesitan cuidados

perro cepilloAunque a veces se nos olvida, los dientes son también una parte importante de la higiene de nuestro perro y debemos cuidarlos tanto como los nuestros para que pueda estar sano.

Es un error no cuidar la higiene bucal de los perros y pensar que no pasa nada por no limpiarle los dientes nunca. De hecho, no hacerlo puede causarle tanto caries, como nos pasa a nosotros, como infecciones, inflamaciones o dolor debido a que alguna bacteria entre en la sangre. Además, siempre es más agradable que el perro no tenga mal aliento.

Por eso, debemos hacerlo desde que es solo un cachorro, que además es mucho mejor a la hora de acostumbrarle a que puedas cepillarle o revisar su boca de vez en cuando y con tranquilidad.

¿Cómo limpiar su boca?

En cuanto a la frecuencia, lo cierto es que los veterinarios recomiendan que el cepillado sea diario. Eso sí, siempre con productos hechos especialmente para ellos, nunca con los productos de higiene de los humanos. Por ello, deberemos tener en casa dentífricos especiales para perros y cepillos de dientes, también especiales. Esto es muy importante, si usamos nuestros productos les podemos crear mucho daño.

Si tenemos dudas, lo más recomendable es consultar con el veterinario antes de limpiar los dientes de tu can.

Es necesario educar y acostumbrar al perro al cepillado de sus dientes, para ello lo primero es que para él sea normal que le introduzcas la mano en la boca. Cuando todavía sea un cachorro toca su boca con cariño, sin sujetarla y poco a poco, cuando lo acepte con tranquilidad dale una recompensa.

Una vez que vea este gesto como normal, podrás empezar a limpiarle los dientes. Primero con un algodón y dentífrico y después ya con su propio cepillo.

En cualquier caso, si tenemos problemas con la higiene bucal de nuestro perro y no conseguimos que se relaje, podemos conseguirlo con otras alternativas. La mejor en este caso sería con otros productos que podemos encontrar en tiendas especializadas que son juguetes limpiadores, fácil de usar y que además les divierten. Son juguetes masticables diseñados especialmente para limpiar los dientes de tu perro. Muchos de ellos vienen en forma de hueso.

Ante cualquier duda, ya sabes que siempre debes acudir a un veterinario. Él te aconsejará sobre cómo cuidar mejor la higiene bucal de tu mascota.

Seguir leyendo
25sep 12

Trucos para reducir la alergia a tu mascota

alergia a mascotasLas alergias están aumentando cada vez más y especialmente las alergias a los animales domésticos. Gente que nunca antes había tenido alergia, ahora la está experimentando y cuando se trata de alergia a uno de los habitantes de tu casa, la convivencia se puede convertir en un problema.

Hay una serie de razones que contribuyen a que se produzcan cada vez más alergias, pero una de las principales es la contaminación y las emisiones de gasóleo al aire que respiramos.

En cuanto a la alergia a las mascotas, el factor que la causa normalmente es la caspa de los animales. Todos los animales desprenden unas pequeñas pieles muertas que, si el animal convive con nosotros en la misma casa, estarán por todas partes.

Pero hay algunos consejos que pueden ayudar a reducir la alergia a nuestro amigo peludo, sin tener que llegar a tener que tomar unas medidas drásticas como deshacernos del animal.

Disminuir los síntomas de alergia

Los estornudos constantes en casa, el lagrimeo y en general el malestar que causa la alergia a las mascotas, suele ser una de las razones más habituales por las que un dueño decide no poder convivir más con su perro. Pero tranquilo, hay algunos pasos que puedes empezar a realizar para reducir esta situación.

Algo muy importante es mantener a la mascota fuera del dormitorio en el que duerma la persona con alergia al animal, para que la caspa del perro no caiga sobre la cama u otros objetos y así el dueño no la aspire. También puedes poner una serie de purificadores de aire en los dormitorios o en las demás estancias donde más vida se haga, para ir renovando el aire habitualmente y que estas pieles muertas no estén constantemente mientras respiramos.

Además, también es importante asegurarse de aspirar las alfombras regularmente o incluso quitarlas en caso de que la alergia sea muy fuerte. Si el perro tiene la costumbre de tumbarse o dormir en las alfombras es mejor enseñarle a descansar en otro sitio donde la caspa de su piel no se concentre. A su vez, la casa tendrá que limpiarse habitualmente, habrá que quitar el polvo de las superficies con mucha regularidad.

Hay muchas otras formas para reducir la alergia a las mascotas, de hecho, existen unas vacunas que ayudan a tolerar esta caspa de los perros. Lo más aconsejable es acuidr a un alergólogo para asesorarse de cómo prevenir esta alergia.

Seguir leyendo